Parsifal y el Santo Grial

Narrado en la colección de cuentos galeses conocida como Mabinogion, basada en leyendas de antaño, la historia de la búsqueda del Santo Grial por Parsifal (Perceval) es uno de los once polémicos relatos anónimos que introducen elementos de la mitología y el folclore galés en la leyenda artúrica. En el mismo, se habla que desde muy joven, Parsifal se empeña en obtener el título de caballero de la corte del rey Arturo. Inmerso en tal empeño, arriba en cierta ocasión a los predios del rey pescador, cuyo sobrenombre se lo debe a su devoción por tal regocijo. Ignorado por él, el rey es tío suyo y celoso guardián del Santo Grial así como de la lanza que hirió a Jesucristo en su crucifixión.

El Grial poseía ciertas propiedades milagrosas, entres ellas, la de dejar mudo al irreverente que llegara ante su presencia. Por tal motivo, y abrumado por sus pecados, el rey pescador había enmudecido en presencia del cáliz sagrado. Una vez en el castillo, Parsifal presencia una procesión en la que la lanza manchada de sangre y el Santo Grial pasan ante los ojos del enmudecido rey. Con notado asombro, Parsifal no atina a cuestionar elemento alguno relacionado con tan extraña pantomima, desconociendo que si él, un alma pura y libre de pecado, hubiera hablado, su tío, el rey mudo habría recuperado el habla. Luego de diversas andanzas junto a caballeros como sir Bors y Galahad, Parsifal regresa al castillo donde se encontraba el Grial y refunde una espada rota o, según otra versión, devuelve la capacidad de habla a su tío, y hereda el trono.
 
TuReligion.com le ofrece información sobre las diferentes religiones, iglesias, Dios, Jesucristo, foros de debate sobre temas religiosos y más ...
TuReligion.com © 2010