Foros / Religiones

¿El Evangelio... o las Biblias? ¿Qué nos mandó predicar Jesucristo?...

0
Creado por Porque77 (Experto, Mensajes: 294)
10/11/2012 02:05 PM GMT
¿EL EVANGELIO... O LAS BIBLIAS? ¿QUÉ NOS MANDÓ PREDICAR JESUCRISTO?

Jesucristo, cuando predicó a los pueblos su Evangelio, mandó a los apóstoles y a sus discípulos que predicaran el Evangelio por todo el mundo... Luego, los tiempos pasaron y los imperios del mundo, al ver que no podían parar la predicación del Evangelio, se disfrazaron de cristianos y abandonaron los mandamientos de Jesucristo y, en su lugar, pusieron los mandamientos de los hombres y sus religiones.

Desde el siglo IV, los emperadores de Roma (emperador Constantino y sus descendientes) y la religión del imperio dejaron de vivir la vida como el Evangelio de Jesucristo les mandaba. Se volvieron a las leyes del viejo testamento y a los puntos difíciles de las cartas atribuidas a Pablo y, ante estas enseñanzas que ya no eran del Evangelio, impusieron un sistema de terror que dejó espantado al mundo (las inquisiciones religiosas).

Jesucristo había predicado el Evangelio y esto es lo que Él quiso que predicaran sus discípulos como única y verdadera Ley de Dios..., y por ello dio su vida y se dejó crucificar en una cruz con grandes padecimientos... Todo esto lo hizo el Señor así para que viéramos la gran confusión que vivían aquellos escribas y sacerdotes que aterrorizaban al pueblo con sus leyes de hombres a las que llamaban "palabra de Dios" y "ley de Dios"...

Esto que hicieron aquellos que crucificaron a Jesucristo, lo volvieron a hacer grandes religiones que se hicieron llamar "cristianas"..., pues estas religiones, abandonando la Ley del Evangelio, se volvieron a las leyes de muerte y esclavitud del viejo testamento y las volvieron a imponer como si fueran ley de Dios. Y así, desde el siglo IV (tiempo del emperador Constantino), el mundo llamado "cristiano", impuso a todos los pueblos un sistema de terror y de inquisiciones que dejó espantado al mundo..., sistema de terror, de muertes y guerras que han dominado en el mundo hasta nuestros días...

Los cristianos que amamos a Jesucristo con todo nuestro corazón debemos volver a la misericordiosa Ley del Evangelio y dejar de justificar las leyes de los imperios de terror que tanto daño han hecho al mundo desde que se pusieron a justificar sus guerras, sus castigos terribles, sus penas de muerte y sus sistemas de terror.

Seguir llamado "palabra de Dios" a todo lo escrito en las biblias es no haber comprendido por qué dio su vida Jesucristo..., pues Jesucristo dio su vida para librar a su pueblo de los sistemas de terror a los que había sido sometido desde que empezaron a seguir las leyes de terror del viejo testamento... Dios había entregado su Ley de Misericordia a su pueblo y los poderosos de los pueblos cambiaron la Ley Misericordiosa de Dios y en su lugar impusieron las leyes de muerte y esclavitud de los hombres (muchas leyes del viejo testamento).

Muchos años antes de Jesucristo ya venían avisando los profetas de estas cosas. Así, el profeta Jeremías había dicho:

"Aun la cigüeña en el cielo conoce su tiempo, y la tórtola y la grulla y la golondrina guardan el tiempo de su venida; pero mi pueblo no conoce el juicio de Yavé. ¿Cómo decís: Nosotros somos sabios, y la ley de Yavé está con nosotros? Ciertamente la ha cambiado en mentira la pluma mentirosa de los escribas." (Jeremías 8:7-9).

Los sacerdotes y escribas, antes de Jesucristo, habían cambiado la Ley de Dios, que mandaba "No matarás", por las leyes de los hombres, que mandaban matar y esclavizar a las personas por muchas causas... Después de Jesucristo, los hombres volvieron a hacer igual que antes de Jesucristo, pues, abandonando la verdadera Ley de Dios, se volvieron a las leyes de los hombres codiciosos que no saben vivir si no están siempre matando, esclavizando y persiguiendo a sus semejantes...

Jesucristo dio su vida para enseñarnos a tener misericordia y respetar la vida de las personas... Los hombres y sus religiones siempre imponen sus biblias para justificar la esclavitud, las guerras y las penas de muerte...

Seguir llamando "palabra de Dios" a todas las leyes de muerte y de esclavitud escritas en las biblias de los hombres y sus religiones, es haber abandonado el Evangelio...

Muchos hombres confundidos o desahogados llaman "palabra de Dios" a todas las leyes de muerte y de esclavitud escritas en sus biblias..., pero Jesucristo está triste por estas cosas... porque Dios siempre mandó a sus profetas para avisar al pueblo de que debe tener misericordia y que ningún hombre tiene autoridad para esclavizar o matar a sus semejantes...

Queridos amigos, Dios nos está llamando a que tomemos en serio la verdadera Ley de Dios, que es la Ley del Evangelio...

En próximas respuestas escribiremos sobre la Ley del Evangelio y también sobre las leyes del viejo testamento que fueron abolidas por Jesucristo porque no eran verdadera Ley de Dios, pues Jesucristo no vino a abolir la Ley de Dios..., todo lo que Jesucristo abolió del viejo testamento sólo eran preceptos de hombres.

...
Denunciar
[Página 1 de 20]  2  3  4  5  6  7  8  9  > >>
0
Respuesta por Leviatam (Experto, Mensajes: 1371)
10/11/2012 03:10 PM GMT
"todo lo que Jesucristo abolió del viejo testamento sólo eran preceptos de hombres"

por supuesto, y el único evangelio es que somos hijos de Dios, tan sencillo como eso

los motivos de Jesús giran en torno a esta verdad
Denunciar
0
Respuesta por hermes (Experto, Mensajes: 842)
10/11/2012 03:48 PM GMT
A grandes rasgos esplica usted lo que jesus advirtio que pasaria despues de su muerte y la de los apostoles; la apostasia.

usted dice: que las leyes del antiguo testamento no eran verdadera Ley de Dios? -- eso no es cierto--


Fue dios quien dio las leyes a moises.
La Ley que se dio a Israel a través de Moisés incluía entre sus disposiciones la institución de un sacerdocio y las ofrendas de sacrificios de animales. Como muestra el apóstol Pablo bajo inspiración, aunque la Ley provenía de Dios, por lo que era perfecta, ni la Ley ni el sacerdocio ni los sacrificios mismos hicieron perfectos a los que se esforzaban por cumplirla.

En lugar de libertar del pecado y la muerte, en realidad hizo más patente el pecado.
No obstante, todas estas disposiciones divinas cumplieron con el propósito designado por Dios: la Ley sirvió de “tutor” para conducir a los hombres al Cristo, fue una “sombra [perfecta] de las buenas cosas por venir.


EN 1513 antes de la era común, Jehová dio a los israelitas un código de leyes y les dijo que si obedecían Su voz, los bendeciría y disfrutarían de una vida feliz y gratificante (Éxodo 19:5, 6).

2 Aquel código, llamado la Ley mosaica o simplemente “la Ley”, era “santo y justo y bueno” (Romanos 7:12). Promovía la buena vecindad y valores como la bondad, la honradez y la moralidad (Éxodo 23:4, 5; Levítico 19:14; Deuteronomio 15:13-15; 22:10, 22). También estimulaba a los judíos a amarse unos a otros (Levítico 19:18).

Además, no debían mezclarse con gentiles que no estaban sujetos a la Ley ni tomar esposas de entre esas personas (Deuteronomio 7:3, 4). Como un “muro” que separara a judíos de gentiles, la Ley mosaica protegió al pueblo de Dios de contaminarse con la forma de pensar y las prácticas del paganismo (Efesios 2:14, 15; Juan 18:28).

No obstante, ni los judíos más escrupulosos podían guardar a la perfección la Ley mosaica. Una razón por la que se dio aquella legislación a Israel fue “para poner de manifiesto las transgresiones” (Gálatas 3:19).
La Ley hizo que los judíos sinceros tomaran conciencia de su apremiante necesidad de un Redentor. Cuando este llegó, los que eran fieles se regocijaron al ver que su liberación de la maldición del pecado y la muerte estaba cerca (Juan 1:29).

¿por qué dictó Jehová la Ley mosaica —que incluía la observancia del sábado— si luego habría de ser abolida?

Porque, como explica Pablo, la Ley era un “tutor que [conducía] a Cristo”. Y cuando este llegó, ya no fue necesario seguir “bajo tutor” (Gálatas 3:24, 25). Por tanto, al abolir el mandamiento de guardar el sábado, Dios no estaba rectificando su opinión, pues dicho mandamiento era una medida temporal. Se estableció con el objetivo de enseñar al pueblo la importancia de dedicar tiempo regularmente a reflexionar en temas espirituales. Además, prefiguró el tiempo en que la humanidad descansará por fin de todos los males físicos y espirituales (Hebreos 4:10; Revelación [Apocalipsis] 21:1-4).
Denunciar
0
Respuesta por hermes (Experto, Mensajes: 842)
10/11/2012 03:55 PM GMT
Tras la muerte de los apóstoles, las buenas nuevas quedaron enterradas bajo las enseñanzas y filosofías paganas. Como se había predicho, los falsos maestros distorsionaron y contaminaron el mensaje puro de la verdad. Poco a poco, una falsificación llamada cristiandad eclipsó el cristianismo verdadero.

Surgió una clase clerical que trató de que la gente común no tuviera acceso a la Biblia. Aunque aumentó la cantidad de los que se llamaban cristianos, su adoración no era pura. La cristiandad se extendió a otros lugares y se convirtió en una institución poderosa y una fuerza dominante en la cultura occidental, pero no contaba ni con la bendición ni con el espíritu de Dios.

No obstante, el plan satánico para frustrar el propósito de Jehová estaba condenado al fracaso. El cristianismo continuó vivo entre algunos incluso durante los días más tenebrosos de la apostasía.

Quienes copiaron el texto de las Escrituras pusieron mucho esmero en hacerlo con exactitud. Así, la Biblia misma permaneció intacta, aunque distorsionaron su mensaje muchas personas que decían tener la autoridad para enseñarlo. A lo largo de los siglos, eruditos como Jerónimo y Tyndale tradujeron y distribuyeron con valentía la Palabra de Dios. Millones de personas tuvieron acceso a la Biblia y a una forma de cristianismo, si bien falsificado.


Como se predijo en el libro de Daniel, finalmente “el verdadero conocimiento se [ha hecho] abundante”. Ha ocurrido en “el tiempo del fin”, la época en que vivimos (Daniel 12:4). Gracias al espíritu santo, por todo el mundo los amantes de la verdad han adquirido un conocimiento exacto del Dios verdadero y su propósito. La palabra de Dios prevalece incluso después de siglos de enseñanzas apóstatas. Hoy día se proclaman las buenas nuevas por todas partes, y se señala a las personas la esperanza de un maravilloso nuevo mundo (Salmo 37:11).
Denunciar
0
Respuesta por Porque77 (Experto, Mensajes: 294)
11/11/2012 01:42 AM GMT
levitam escribe:

""todo lo que Jesucristo abolió del viejo testamento sólo eran preceptos de hombres"

por supuesto, y el único evangelio es que somos hijos de Dios, tan sencillo como eso

los motivos de Jesús giran en torno a esta verdad"
-----------------------------------------------------------

Hola leviatam... Veo que estás de acuerdo en que Jesucristo abolió del viejo testamento todo lo que eran preceptos de hombres. Y es que en el viejo testamento hay muchos preceptos de hombres porque la Ley de Dios fue cambiada por los escribas, como nos dice el profeta Jeremías:

"Aun la cigüeña en el cielo conoce su tiempo, y la tórtola y la grulla y la golondrina guardan el tiempo de su venida; pero mi pueblo no conoce el juicio de Yavé. ¿Cómo decís: Nosotros somos sabios, y la ley de Yavé está con nosotros? Ciertamente la ha cambiado en mentira la pluma mentirosa de los escribas." (Jeremías 8:7-9).

Por eso, Jesucristo vino a enseñarnos de nuevo la verdadera Ley que Dios había dado a Moisés, pues la Ley del Evangelio es la verdadera Ley que dio Dios a los hombres desde el principio porque Jesucristo mismo dice que ésta es la Ley y los profetas:

"todas las cosas que queráis que los hombres hagan con vosotros, así también haced vosotros con ellos; porque ésta es la ley y los profetas". (Mateo 7:12)

Jesucristo nos dice que "ésta es la ley y los profetas". Entonces, los cristianos debemos comprender que el Evangelio nos enseña que la verdadera Ley que Dios había dado desde antiguo es la Ley de Jesucristo, que manda amor, misericordia y perdón..., y no las leyes del viejo testamento que mandan que unos hombres hagan daño y maten a otros hombres, leyes que contradicen a las misericordiosas enseñanzas del Evangelio.
Denunciar
0
Respuesta por Porque77 (Experto, Mensajes: 294)
11/11/2012 03:42 AM GMT
...
-----------------------------------------------------------
hermes escribe: usted dice: que las leyes del antiguo testamento no eran verdadera Ley de Dios? 
-----------------------------------------------------------

Mi respuesta: Amigo hermes, lo que yo digo que no son verdadera Ley de Dios son las leyes de muerte y esclavitud del viejo testamento.

-----------------------------------------------------------
hermes dice: Fue dios quien dio las leyes a moises.
-----------------------------------------------------------

Mi respuesta: La Ley que Dios dio a Moisés es la Ley y los mandamientos que Jesucristo nos enseña en el Evangelio. Dios a Moisés no le dio leyes que mandaran a los hombres hacer daño y matar a sus semejantes. Esas leyes son preceptos de hombres que los escribas añadieron a la ley cuando la cambiaron, como dice el profeta Jeremías: 

"Aun la cigüeña en el cielo conoce su tiempo, y la tórtola y la grulla y la golondrina guardan el tiempo de su venida; pero mi pueblo no conoce el juicio de Yavé. ¿Cómo decís: Nosotros somos sabios, y la ley de Yavé está con nosotros? Ciertamente la ha cambiado en mentira la pluma mentirosa de los escribas." (Jeremías 8:7-9).

-----------------------------------------------------------
hermes dice: La Ley que se dio a Israel a través de Moisés incluía entre sus disposiciones la institución de un sacerdocio y las ofrendas de sacrificios de animales. 
-----------------------------------------------------------

Mi respuesta: Eso contradice a lo que nos enseñan Jesucristo y los profetas, pues ellos nos dicen que Dios no quería sacrificios y que Dios no había mandado sacrificios. Jesucristo dijo: 

"Si hubierais comprendido lo que quiere decir: "Misericordia quiero y no sacrificios", no condenaríais a los inocentes". (Mateo 12:7).

Y los profetas también dijeron:

"Porque yo quiero amor, no sacrificios; conocimiento de Dios, que no holocaustos" (Oseas 6:6).

"Ni sacrificio ni oblación querías, pero el oído me has abierto; no pedías holocaustos ni víctimas". (Salmos 40:7).

"Así ha dicho Yavé de los ejércitos, Dios de Israel: Añadid vuestros holocaustos sobre vuestros sacrificios, y comed la carne. Porque no hablé yo con vuestros padres, ni nada les mandé acerca de holocaustos y de víctimas el día que los saqué de la tierra de Egipto". (Jeremías 7:21-22).

Como vemos, según Jesucristo y los profetas, Dios no quería sacrificios ni mandó sacrificios. Entonces, las leyes que mandan sacrificios escritas en el viejo testamento y las escrituras que dicen que Dios mandó sacrificios contradicen a las enseñanzas de Jesús y a estos testimonios que hemos visto de los profetas.

-----------------------------------------------------------
hermes escribe: "aunque la Ley provenía de Dios, por lo que era perfecta, ni la Ley ni el sacerdocio ni los sacrificios mismos hicieron perfectos a los que se esforzaban por cumplirla". 
-----------------------------------------------------------
 
Mi respuesta: La Ley que Dios dio realmente a Israel es la Ley y los mandamientos que Jesucristo nos enseñó en el Evangelio, por eso era una Ley perfecta. Pero después fueron añadidos a la Ley muchos mandamientos y preceptos de hombres porque la Ley fue cambiada como nos dice el profeta Jeremías:  

"¿Cómo decís: Nosotros somos sabios, y la ley de Yavé está con nosotros? Ciertamente la ha cambiado en mentira la pluma mentirosa de los escribas." (Jeremías 8:7-9).    

Por eso la ley se hizo imperfecta, porque contenía muchos preceptos que no habían sido dados por Dios sino que eran preceptos de hombres. Así dijo el profeta Isaías: 

"Dice, pues, el Señor: Porque este pueblo se acerca a mí con su boca, y con sus labios me honra, pero su corazón está lejos de mí, y su temor de mí no es más que un mandamiento de hombres que les ha sido enseñado" (Isaías 29,13).   

Y Jesucristo, a los escribas y fariseos, que tenían como si fueran Ley de Dios todas las leyes del viejo testamento, les dijo recordando las palabras del profeta Isaías: 

"Hipócritas, bien profetizó de vosotros Isaías, cuando dijo:
Este pueblo de labios me honra;
Mas su corazón está lejos de mí.
Pues en vano me honran,
Enseñando como doctrinas, mandamientos de hombres". (Mateo 15,7-9

-----------------------------------------------------------
hermes escribe: "Aquel código, llamado la Ley mosaica o simplemente “la Ley”, era “santo y justo y bueno” (Romanos 7:12)"
-----------------------------------------------------------

Mi respuesta: La verdadera Ley que Dios había dado a Israel es la Ley y los mandamientos que Jesucristo nos enseñó en el Evangelio, por eso aquella ley era santa, justa y buena. Pero después fueron añadidos a la Ley muchos mandamientos y preceptos de hombres porque la Ley fue cambiada como nos dice el profeta Jeremías:  

"¿Cómo decís: Nosotros somos sabios, y la ley de Yavé está con nosotros? Ciertamente la ha cambiado en mentira la...

Esta respuesta es muy extensa y solo se muestra parte de ella: leer respuesta completa
Denunciar
0
Respuesta por Porque77 (Experto, Mensajes: 294)
11/11/2012 03:51 AM GMT
...
-----------------------------------------------------------
hermes escribe: "Aquel código, llamado la Ley mosaica o simplemente “la Ley”, era “santo y justo y bueno” (Romanos 7:12)"
-----------------------------------------------------------

Mi respuesta: La verdadera Ley que Dios había dado a Israel es la Ley y los mandamientos que Jesucristo nos enseñó en el Evangelio, por eso aquella ley era santa, justa y buena. Pero después fueron añadidos a la Ley muchos mandamientos y preceptos de hombres porque la Ley fue cambiada como nos dice el profeta Jeremías:

"¿Cómo decís: Nosotros somos sabios, y la ley de Yavé está con nosotros? Ciertamente la ha cambiado en mentira la pluma mentirosa de los escribas." (Jeremías 8:7-9).

Por eso en el viejo testamento hay escritas muchas leyes que contradicen a la Ley de Jesucristo porque contenía muchos preceptos que no habían sido dados por Dios sino que eran preceptos de hombres, y por eso la ley se hizo imperfecta e injusta, y ya no era santa, justa y buena.

-----------------------------------------------------------
hermes escribe: "¿por qué dictó Jehová la Ley mosaica —que incluía la observancia del sábado— si luego habría de ser abolida?"
-----------------------------------------------------------

Mi respuesta: Toda ley del viejo testamento que fue abolida no era verdadera Ley de Dios, porque Jesucristo dijo que Él no había venido a abolir la Ley y los profetas y que de la Ley no pasaría ni una jota ni una tilde. Entonces, las leyes del viejo testamento que fueron abolidas por Jesucristo no eran la Ley y los profetas. La Ley y los profetas es la que Jesucristo nos enseñó en el Evangelio, porque Él mismo dice que ésta es la Ley y los profetas:

"todas las cosas que queráis que los hombres hagan con vosotros, así también haced vosotros con ellos; porque ésta es la ley y los profetas". (Mateo 7:12)

-----------------------------------------------------------
hermes escribe: "Quienes copiaron el texto de las Escrituras pusieron mucho esmero en hacerlo con exactitud. Así, la Biblia misma permaneció intacta"
-----------------------------------------------------------

Mi respuesta: En las biblias fueron incluidas todas las leyes del viejo testamento que Jesucristo había abolido con su sangre y con mucho sufrimiento en la cruz. Fueron incluidas en las biblias las leyes que mandaban a los hombres que hicieran guerras e hicieran daño y mataran a otros hombres, leyes muy contrarias a la misericordiosa Ley y los misericordiosos mandamientos que Jesucristo nos enseñó en el Evangelio. Y también fueron incluidas en las biblias las cartas atribuidas a Pablo, cartas que los indoctos y poco asentados habían torcido, igual que hacían con el resto de las escrituras, como nos avisó el apóstol Pedro:

"Y tened entendido que la paciencia de nuestro Señor es para salvación; como también nuestro amado hermano Pablo, según la sabiduría que le ha sido dada, os ha escrito, casi en todas sus epístolas, hablando en ellas de estas cosas; entre las cuales hay algunas difíciles de entender, las cuales los indoctos e inconstantes tuercen, como también las otras Escrituras, para su propia perdición. Así que vosotros, oh amados, sabiéndolo de antemano, guardaos, no sea que arrastrados por el error de los inicuos, caigáis de vuestra firmeza. Antes bien, creced en la gracia y el conocimiento de nuestro Señor y Salvador Jesucristo". (2ª Pedro 3,15-18)

Así que, debemos tener cuidado con las cartas atribuidas a Pablo porque fueron torcidas ya en tiempos de los apóstoles. Y para que no caigamos en el error de los innicuos, debemos seguir el consejo de Pedro, que nos dice que crezcamos en la gracia y el conocimiento de Nuestro Señor Jesucristo. Es decir, debemos ajustarnos al Evangelio para no ser confundidos.

Por eso, también el mismo Pablo nos advirtió de alguna manera que tuviéramos cuidado con sus cartas, pues dijo que no creyéramos "evangelios" diferentes al Evangelio de Jesucristo ni aunque el mismo Pablo o un ángel del cielo lo vinieran predicando:

"Estoy maravillado de que tan pronto os hayáis alejado del que os llamó por la gracia de Cristo, para seguir un evangelio diferente. No que haya otro, sino que hay algunos que os perturban y quieren pervertir el evangelio de Cristo. Mas si aun nosotros, o un ángel del cielo, os anunciare otro evangelio diferente del que os hemos anunciado, sea anatema. Como antes hemos dicho, también ahora lo repito: Si alguno os predica diferente evangelio del que habéis recibido, sea anatema". (Gálatas 1,6-9).
Denunciar
0
Respuesta por Porque77 (Experto, Mensajes: 294)
11/11/2012 03:52 AM GMT
...
-----------------------------------------------------------
hermes dice: "Hoy día se proclaman las buenas nuevas por todas partes, y se señala a las personas la esperanza de un maravilloso nuevo mundo"
-----------------------------------------------------------

Mi respuesta: Si el Evangelio se ha predicado en todo el mundo no ha sido gracias a las biblias, en las que se encuentra el Evangelio ahogado entre un montón de leyes y mandamientos de hombres que son contrarios a las enseñanzas de Jesucristo. El Evangelio ha sido predicado en todo el mundo porque Jesucristo había profetizado que así sucedería, que el Evangelio sería predicado en todo el mundo para testimonios de todas las naciones. Pero debemos comprender que el Evangelio son las enseñanzas de Jesucristo y que en las escrituras hay muchas leyes y preceptos que combaten contra las enseñanzas de Jesucristo, leyes y preceptos que contradicen al Evangelio. Son además muchas cosas en el mundo las que combaten contra el Evangelio. Así que es un milagro que el Evangelio haya sido predicado en todo el mundo, como Jesucristo había profetizado:

"Y muchos falsos profetas se levantarán, y engañarán a muchos; y por haberse multiplicado la maldad, el amor de muchos se enfriará. Mas el que persevere hasta el fin, éste será salvo. Y será predicado este evangelio del reino en todo el mundo, para testimonio a todas las naciones; y entonces vendrá el fin". (Mateo 24,11-14).

Los cristianos deben ajustarse a las enseñanzas de Jesucristo y deben ser muy vigilantes para no caer en el error de seguir y predicar leyes que no son de Dios sino preceptos de hombres o doctrinas que no coinciden con las enseñanzas de Jesucristo, doctrinas que son contrarias el Evangelio.
Denunciar
0
Respuesta por falcon (Experto, Mensajes: 1729)
11/11/2012 07:59 AM GMT
porque77

¿El Evangelio... o las Biblias? ¿Qué nos mandó predicar Jesucristo?...

la esencia del antiguo testamento son los 10 mandamientos

la esencia del nuevo testamento son los evangelios que a su vez es la sintetizacion de los 10 mandamientos en solo 2 mateo 22:37-39 Amarás al Señor tu Dios con todo tu corazón, y con toda tu alma, y con toda tu mente.
Este es el primero y grande mandamiento. Y el segundo es semejante: Amarás a tu prójimo como a ti mismo.

esto nos muestra de que los evanjelios que Dios nos dio con Jesus fueron superior a lo que en un tiempo nos dio con moises

y entonces la gente no se pone a analizar y pensar de que posiblemente Dios nos pueda dar algo superior a lo que Jesus nos dio, claro no digo esto solo por decir pero jesus mismo mensiono algo hacerca de esto(juan 16:12-13) Aún tengo muchas cosas que deciros, pero ahora no las podéis sobrellevar. Pero cuando venga el Espíritu de verdad, él os guiará a [toda la verdad]; porque no hablará por su propia cuenta, sino que hablará todo lo que oyere, y os hará saber las cosas que habrán de venir.

entonces con esto lo que dije hacerca de que posiblemente se combierte en un hecho y ya no es un tal vez de que Dios nos dara algo superior a lo que nos dio con Jesus

veamoslo de esta forma

la era de los sacrificios de abram termino con la aparicion de moises y los 10 mandamientos

la era de los 10 mandamienos de moises termino con la llegada de Jesus y los evangelios

entonces lo que Jesus nos da a entender en Juan 16:12-13 es de que la era de los evangelios terminaran con la llegada de algo nuevo y completo

esto no es para preocuparnos o larmarnos a lo contrario de alegrarnos puesto que es la forma como Dios a ido trabajando y lo que esta por venir como jesus lo dijo deve ser grade.
Denunciar
0
Respuesta por hermes (Experto, Mensajes: 842)
11/11/2012 01:43 PM GMT
PORQUE77 USTED DICE: lo que yo digo que no son verdadera Ley de Dios son las leyes de muerte y esclavitud del viejo testamento.

no se a que leyes se refiere usted de muerte y esclavitud, me gustaria que me las espusiera. La ley misma no producía esclavitud, pero el pecado sí. (Ro 7:12, 14.), tenga usted en cuenta que la esclvitud que dios tolero, estaba regulada por la ley, y no era una esclavitud como podia ser la que existia en egipto, por ejmplo.
Tenga tambien en cuenta, que no fue el proposito de dios que existiera la esclvitud, cuando creo al ser humano. al entrar el pecado en el mundo, las cosas cambiaron, como dice el texto biblico, el hombre domina al hombre, para su propio perjuicio.

PORQUE77 DICE USTED
La Ley que Dios dio a Moisés es la Ley y los mandamientos que Jesucristo nos enseña en el Evangelio. Dios a Moisés no le dio leyes que mandaran a los hombres hacer daño y matar a sus semejantes. Esas leyes son preceptos de hombres que los escribas añadieron a la ley cuando la cambiaron, como dice el profeta Jeremías:


La ley mosaica, no son solo los diez mandamientos. Contenía algo más de seiscientas disposiciones, esta gobernaba aspectos de la vida de los israelitas.
Si es correcto que la clase sacerdotal judia añadieron leyes que no estipulo dios, que se llamo Misná, una elaboración de la tradición oral judía. por eso jeremias, y jesus, denuncian sus falsas enseñanzas de la ley. cabe notar que el pueblo de israel, siempre se desvio de los mandatos de jehova, y casi siempre fue infiel a dios.


USTED DICE
Eso contradice a lo que nos enseñan Jesucristo y los profetas, pues ellos nos dicen que Dios no quería sacrificios y que Dios no había mandado sacrificios.

Los sacrificios de animales que aprobaba dios, prefiguraban el sacrificio de jesus.
La primera mención bíblica de ofrendas hechas a Dios se encuentra en el relato de Caín y Abel.
Posteriormente, Noé se sintió impulsado a ofrecer ofrendas quemadas sobre el altar a Jehová cuando sobrevivió al gran Diluvio que puso fin a la generación inicua de su tiempo.

Abrahán, siervo fiel y amigo de Dios, ‘edificó un altar e invocó el nombre de Jehová’ en varias ocasiones, motivado por las bendiciones y promesas divinas (Génesis 12:8; 13:3, 4, 18). Luego se enfrentó a la mayor prueba de su fe cuando Jehová le dijo que ofreciera a su hijo Isaac como holocausto (Génesis 22:1-14). Veremos que estos relatos, aunque breves, arrojan mucha luz sobre el tema de los sacrificios.

De estas y otras narraciones bíblicas se desprende que ofrecer algún tipo de sacrificio constituía una parte fundamental de la adoración mucho antes de que Jehová diera leyes específicas al respecto.

Por qué son necesarios los sacrificios en la adoración? ¿Qué clases de sacrificios acepta Dios? Y ¿qué significado tienen los sacrificios antiguos para nosotros hoy?

Cuando Adán pecó, lo hizo deliberadamente. Tomar el fruto del árbol del conocimiento de lo bueno y lo malo y comerlo fue un acto intencionado de desobediencia. La pena por ese acto fue la muerte, tal como Dios le había dicho con claridad: “En el día que comas de él, positivamente morirás” (Génesis 2:17). Con el tiempo, Adán y Eva tuvieron que pagar el salario del pecado y murieron (Génesis 3:19; 5:3-5).

Por lo tanto, dios ha tomado la iniciativa para corregir la situación. Después de afirmar que “el salario que el pecado paga es muerte”, la Biblia sigue diciendo: “pero el don que Dios da es vida eterna por Cristo Jesús nuestro Señor” (Romanos 6:23).
Denunciar
0
Respuesta por hermes (Experto, Mensajes: 842)
11/11/2012 01:50 PM GMT
Para hacer efectivo ese don, Jehová suministró con el tiempo algo que cubriría lo que se había perdido con la transgresión de Adán. En otras palabras, Jehová facilitó un medio apropiado para cubrir el pecado heredado de Adán y borrar el daño resultante, de modo que quienes merecieran ese don pudieran liberarse de la condenación al pecado y la muerte (Romanos 8:21).


Se hizo alusión a la esperanza de ser liberados de la esclavitud al pecado y la muerte justo después de que la primera pareja humana pecó. Al pronunciar su sentencia contra Satanás, representado por una serpiente, Jehová dijo: “Pondré enemistad entre ti y la mujer, y entre tu descendencia y la descendencia de ella. Él te magullará en la cabeza y tú le magullarás en el talón” (Génesis 3:15). Esta declaración profética dio un rayo de esperanza a todos los que pusieran fe en aquella promesa. Sin embargo, había que pagar un precio por esa liberación. La Descendencia prometida no solo vendría y destruiría a Satanás, sino que ella misma sería magullada en el talón, es decir, moriría, aunque no para siempre.


El profundo significado de los sacrificios se aclaró de manera representativa cuando Jehová le dijo a Abrahán que ofreciera a su hijo Isaac como holocausto. Aunque el sacrificio no se llevó a cabo literalmente, fue una representación de lo que Jehová mismo haría con el tiempo: ofrecer a su Hijo unigénito como el mayor sacrificio de todos los tiempos para cumplir Su voluntad con respecto a la humanidad (Juan 3:16). Mediante los sacrificios y las ofrendas de la Ley mosaica, Jehová fijó modelos proféticos para enseñar a su pueblo escogido lo que tenía que hacer a fin de recibir el perdón de sus pecados y fortalecer su esperanza de salvación.
Denunciar
0
Respuesta por hermes (Experto, Mensajes: 842)
11/11/2012 04:09 PM GMT
PORQUE77 DICE USTED; Eso contradice a lo que nos enseñan Jesucristo y los profetas, pues ellos nos dicen que Dios no quería sacrificios
"Porque yo quiero amor, no sacrificios; conocimiento de Dios, que no holocaustos" (Oseas 6:6).

pero esque usted se equivoca con los textos, por ejemplo oseas 6:6 no esta diciendo que dios no queria sacrificios,
es diciendo que dios se deleita en la actitud del que hace el sacrificio y no en el sacrificio en si.

Como vemos, según Jesucristo y los profetas, Dios no quería sacrificios ni mandó sacrificios. Entonces, las leyes que mandan sacrificios escritas en el viejo testamento y las escrituras que dicen que Dios mandó sacrificios contradicen a las enseñanzas de Jesús y a estos testimonios que hemos visto de los profetas.


Eso que espone usted, no se ajusta a la verdad, dios exigia sacrificios para el perdon de los pecados, pues prefiguraban el sacrificio de cristo. una vez que cristo sacrifico su vida para la salvacion de la humanidad, no fueron necesarios mas sacrificios.

Todas las ofrendas y sacrificios que dictaba la Ley mosaica formaban parte de la adoración que los israelitas le rendían a Dios y eran una muestra de que lo reconocían como el Soberano del universo. Mediante ellos, obtenían el perdón de sus pecados y expresaban gratitud a Jehová por haberlos bendecido y protegido. Además, siempre que el pueblo cumplía fielmente con los requisitos que Jehová había estipulado para adorarlo, recibía muchas bendiciones (Proverbios 3:9, 10).

Para Jehová, lo que tenía más importancia era la actitud de quien ofrecía el sacrificio, como se desprende de lo que dijo por medio de su profeta Oseas: “En bondad amorosa me he deleitado, y no en sacrificio; y en el conocimiento de Dios más bien que en holocaustos” (Oseas 6:6).

Para Jehová, lo que tenía más importancia era la actitud de quien ofrecía el sacrificio, como se desprende de lo que dijo por medio de su profeta Oseas: “En bondad amorosa me he deleitado, y no en sacrificio; y en el conocimiento de Dios más bien que en holocaustos” (Oseas 6:6). Por eso, cuando el pueblo se alejó de la adoración verdadera y empezó a llevar una vida disoluta y a derramar sangre inocente, los sacrificios que ofrecía en el altar de Jehová ya no tenían ningún valor. Jehová les dirigió estas palabras mediante el profeta Isaías: “¿De qué provecho me es la multitud de sus sacrificios? [...] Suficiente he tenido ya de holocaustos de carneros y de la grasa de animales bien alimentados; y en la sangre de toros jóvenes y corderos y machos cabríos no me he deleitado” (Isaías 1:11).
Denunciar
0
Respuesta por hermes (Experto, Mensajes: 842)
11/11/2012 04:30 PM GMT
USTED DICE
Por eso en el viejo testamento hay escritas muchas leyes que contradicen a la Ley de Jesucristo porque contenía muchos preceptos que no habían sido dados por Dios sino que eran preceptos de hombres, y por eso la ley se hizo imperfecta e injusta, y ya no era santa, justa y buena.


Eso no es correcto, en el A.T. no hay leyes que contradigan lo que postulo cristo, otra cosa es lo que ya mencione mas arriba, la tradicion judia formo un conjunto de leyes que se llamo la misna, pero ese conjunto de leyes nunca se incluyo en los textos biblicos

USTED DICE
Fueron incluidas en las biblias las leyes que mandaban a los hombres que hicieran guerras e hicieran daño y mataran a otros hombres, leyes muy contrarias a la misericordiosa Ley y los misericordiosos mandamientos que Jesucristo nos enseñó en el Evangelio. Y también fueron incluidas en las biblias las cartas atribuidas a Pablo, cartas que los indoctos y poco asentados habían torcido, igual que hacían con el resto de las escrituras, como nos avisó el apóstol Pedro:


Eso no es correcto, traigame los textos o la informacion que respalde esa aseveracion. las cartas de pedro no fueron torcidas, digame donde.

el antiguo y el nuevo testamento, es una misma cosa, es la palabra de dios, el A.T. no contradice al N.T., seria incongruente que dios se contradijera asimismo
Denunciar
0
Respuesta por Porque77 (Experto, Mensajes: 294)
12/11/2012 11:34 PM GMT
-------------------------------------------------------------------------------------------------------------
Falcon escribe: "la esencia del antiguo testamento son los 10 mandamientos

la esencia del nuevo testamento son los evangelios que a su vez es la sintetizacion de los 10 mandamientos en solo 2 mateo 22:37-39 Amarás al Señor tu Dios con todo tu corazón, y con toda tu alma, y con toda tu mente.
Este es el primero y grande mandamiento. Y el segundo es semejante: Amarás a tu prójimo como a ti mismo.
-------------------------------------------------------------------------------------------------------------

Mi respuesta: Los mandamientos que Jesús nos entrega en el Evangelio en Mateo 22:37-40 así nos dicen:

" Amarás al Señor tu Dios con todo tu corazón, y con toda tu alma, y con toda tu mente. Este es el primero y grande mandamiento. Y el segundo es semejante: Amarás a tu prójimo como a ti mismo. En estos dos mandamientos pende toda la ley y los profetas". (Mateo 22:37-40)

Y estos mandamientos que Jesús nos enseña no son el resumen de todas las leyes del viejo testamento, ni tampoco son el resumen de los diez mandamientos del viejo testamento. Estos dos mandamientos del Evangelio son el resumen de la verdadera Ley de Dios, que es la que Jesucristo nos enseña en el Evangelio. Ahora veamos lo que dice uno de los mandamientos de los diez mandamientos del viejo testamento para ver si cumple con lo que Jesucristo manda en esos dos mandamientos que hemos mencionado. Así dice el décimo mandamiento del viejo testamento:

"No codiciarás la casa de tu prójimo, no codiciarás la mujer de tu prójimo, ni su esclavo, ni su esclava, ni su buey, ni su asno, ni cosa alguna de tu prójimo" (Éxodo 20:17)

Esto que dice este mandamiento sobre lo de tener esclavos no corresponde con lo que Jesucristo nos manda en el Evangeio, que dice así: "Amarás a tu prójimo como a ti mismo". Si yo debo amar a mi prójimo como a mí mismo, entonces no puedo tenerle de esclavo porque yo no quiero ser esclavo de ningún hombre. Entonces, este mandamiento no es perfecto ni viene tampoco en el Evangelio, pues cuando un joven pregunta a Jesucristo los mandamientos para tener la vida eterna, Jesucristo no le entrega ese mandamiento que permite que unos hombres tengan a otros de esclavos, pues le entrega un mandamiento muy diferente, ya que le dice que quiere ser perfecto que venda todo lo que tiene y se lo entregue a los pobres. Veamos ahora lo que dice Jesucristo al joven rico:

JESÚS ENSEÑA LOS MANDAMIENTOS DE LA LEY A UN JOVEN RICO

"Entonces vino uno y le dijo: Maestro bueno, ¿qué bien haré para tener la vida eterna? El le dijo: ¿Por qué me llamas bueno? Ninguno hay bueno sino uno: Dios. Mas si quieres entrar en la vida, guarda los mandamientos. Le dijo: ¿Cuáles? Y Jesús dijo: No matarás. No adulterarás. No hurtarás. No dirás falso testimonio. Honra a tu padre y a tu madre; y, Amarás a tu prójimo como a ti mismo. El joven le dijo: Todo esto lo he guardado desde mi juventud. ¿Qué más me falta? Jesús le dijo: Si quieres ser perfecto, anda, vende lo que tienes, y dalo a los pobres, y tendrás tesoro en el cielo; y ven y sígueme. Oyendo el joven esta palabra, se fue triste, porque tenía muchas posesiones" (Mateo 19:16-22)

Como vemos, Jesús no dio al joven rico el décimo mandamiento del viejo testamento. En cambio, le dio un mandamiento que aquel joven no conocía: "vende lo que tienes, y dalo a los pobres, y tendrás tesoro en el cielo; y ven y sígueme".

Jesucristo nos enseña que los cristianos no debemos tener como esclavos a nuestros hermanos y también nos enseña que si queremos ser perfectos debemos repartir todos nuestros bienes con nuestros hermanos (tenerlo todo en común, como hacían los primeros cristianos). Por eso, muchos hombres codiciosos de poder riquezas, deseosos de tener a sus semejantes de esclavos, hicieron falsas religiones llamadas cristianas para volver a imponer las leyes de esclavitud del viejo testamento como si fueran Ley de Dios, porque preferían las leyes del viejo testamento antes que la Ley de igualdad y reparto de los bienes que nos mandó Jesucristo. El décimo mandamiento escrito en el viejo testamento no sigue el camino de la misericordia que nos enseñó Jesucristo: si yo debo amar a mi prójimo como a mí mismo, ¿cómo lo voy a tener de esclavo?

Los verdaderos diez mandamientos son los que Jesucristo le entrega al joven rico de en la enseñanza del Evangelio. Los mandamientos del viejo testamento son imperfectos.

La Ley de Dios es la que Jesucristo nos enseñó en el Evangelio. Y la Ley de Jesucristo no son todos los mandamientos y leyes del viejo testamento. Esto es lo que muchos no comprenden porque se empeñan en atribuir a Dios leyes y mandamientos que sólo son preceptos de hombres, pues sus religiones les han enseñado que todo lo escrito en el viejo testamento es palabra de Dios y ley de Dios. No se dan cuenta de que la única y verdadera Ley de Dios es la que...

Esta respuesta es muy extensa y solo se muestra parte de ella: leer respuesta completa
Denunciar
0
Respuesta por Porque77 (Experto, Mensajes: 294)
12/11/2012 11:47 PM GMT
----------------------------------------------------------------------------------------------------------
hermes escribe: PORQUE77 USTED DICE: lo que yo digo que no son verdadera Ley de Dios son las leyes de muerte y esclavitud del viejo testamento.

no se a que leyes se refiere usted de muerte y esclavitud, me gustaria que me las espusiera.
----------------------------------------------------------------------------------------------------------

Mi respuesta: LEYES CRUELES DEL VIEJO TESTAMENTO:

"Si algunos riñeren, e hirieren a mujer embarazada, y ésta abortare, pero sin haber muerte, serán penados conforme a lo que les impusiere el marido de la mujer y juzgaren los jueces. Mas si hubiere muerte, entonces pagarás vida por vida, ojo por ojo, diente por diente, mano por mano, pie por pie, quemadura por quemadura, herida por herida, golpe por golpe". (Éxodo 21:22-25).

"Si un hombre yaciere con una mujer que fuere sierva desposada con alguno, y no estuviere rescatada, ni le hubiere sido dada libertad, ambos serán azotados; no morirán, por cuanto ella no es libre". (Levítico 19:20)

"Dirás asimismo a los hijos de Israel: Cualquier varón de los hijos de Israel, o de los extranjeros que moran en Israel, que ofreciere alguno de sus hijos a Moloc, de seguro morirá; el pueblo de la tierra lo apedreará". (Levítico 20:2)

"El que tomare mujer y a la madre de ella, comete vileza; quemarán con fuego a él y a ellas, para que no haya vileza entre vosotros". (Levítico 20:14)

"Y el hombre o la mujer que evocare espíritus de muertos o se entregare a la adivinación, ha de morir; serán apedreados; su sangre será sobre ellos". (Levítico 20:27)

"Y la hija del sacerdote, si comenzare a fornicar, a su padre deshonra; quemada será al fuego". (Levítico 21:9)

"Y el que causare lesión en su prójimo, según hizo, así le sea hecho: rotura por rotura, ojo por ojo, diente por diente; según la lesión que haya hecho a otro, tal se hará a él" (Levítico 24:19-20)

"Si alguno tuviere un hijo contumaz y rebelde, que no obedeciere a la voz de su padre ni a la voz de su madre, y habiéndole castigado, no les obedeciere; entonces lo tomarán su padre y su madre, y lo sacarán ante los ancianos de su ciudad, y a la puerta del lugar donde viva; y dirán a los ancianos de la ciudad: Este nuestro hijo es contumaz y rebelde, no obedece a nuestra voz; es glotón y borracho. Entonces todos los hombres de su ciudad lo apedrearán, y morirá; así quitarás el mal de en medio de ti, y todo Israel oirá, y temerá". (Deuteronomio 21:18-21)

"Si algunos riñeren uno con otro, y se acercare la mujer de uno para librar a su marido de mano del que le hiere, y alargando su mano asiere de sus partes vergonzosas, le cortarás entonces la mano; no la perdonarás". (Deuteronomio 25:11-12)

Todas estas leyes en las escrituras han sido atribuidas a Dios, pero son contrarias al Evangelio que nos enseñó Jesucristo, que manda perdonar, no hacer daño a nadie, no matar y tener misericordia.
Denunciar
0
Respuesta por Porque77 (Experto, Mensajes: 294)
13/11/2012 12:02 AM GMT
Nos dice el viejo testamento:

"se puso Moisés a la puerta del campamento, y dijo: ¿Quién está por Yavé? Júntese conmigo. Y se juntaron con él todos los hijos de Leví. Y él les dijo: Así ha dicho Yavé, el Dios de Israel: Poned cada uno su espada sobre su muslo; pasad y volved de puerta a puerta por el campamento, y matad cada uno a su hermano, y a su amigo, y a su pariente. Y los hijos de Leví lo hicieron conforme al dicho de Moisés; y cayeron del pueblo en aquel día como tres mil hombres". (EXODO 32:26-28)

No es eso lo que nos mandó Jesucristo:

"Oísteis que fue dicho a los antiguos: No matarás; y cualquiera que matare será culpable de juicio. Pero yo os digo que cualquiera que se enoje contra su hermano, será culpable de juicio; y cualquiera que diga: Necio, a su hermano, será culpable ante el concilio; y cualquiera que le diga: Fatuo, quedará expuesto al infierno de fuego. (Mateo 5,21-23)

Nos dice el viejo testamento:

"Así acudió el pueblo a Baal-peor; y el furor de Yavé se encendió contra Israel. Y Yavé dijo a Moisés: Toma a todos los príncipes del pueblo, y ahórcalos ante Yavé delante del sol, y el ardor de la ira de Yavé se apartará de Israel. Entonces Moisés dijo a los jueces de Israel: Matad cada uno a aquellos de los vuestros que se han juntado con Baal-peor". (NÚMEROS 25:3-5).

No es eso lo que nos mandó Jesucristo:

"Entonces vino uno y le dijo: Maestro bueno, ¿qué bien haré para tener la vida eterna? El le dijo: ¿Por qué me llamas bueno? Ninguno hay bueno sino uno: Dios. Mas si quieres entrar en la vida, guarda los mandamientos. Le dijo: ¿Cuáles? Y Jesús dijo: No matarás......"
Denunciar
0
Respuesta por Porque77 (Experto, Mensajes: 294)
13/11/2012 12:04 AM GMT
Nos dice el Viejo testamento:

"Entonces Moisés habló al pueblo, diciendo: Armaos algunos de vosotros para la guerra, y vayan contra Madián y hagan la venganza de Yavé en Madián......... Y pelearon contra Madián, como Yavé lo mandó a Moisés, y mataron a todo varón....... Y salieron Moisés y el sacerdote Eleazar, y todos los príncipes de la congregación, a recibirlos fuera del campamento. Y se enojó Moisés contra los capitanes del ejército, contra los jefes de millares y de centenas que volvían de la guerra, y les dijo Moisés: ¿Por qué habéis dejado con vida a todas las mujeres?......... Matad, pues, ahora a todos los varones de entre los niños; matad también a toda mujer que haya conocido varón carnalmente" (Versículos de NÚMEROS 31)

"Y nos salió Sehón al encuentro, él y todo su pueblo, para pelear en Jahaza. Mas Yavé nuestro Dios lo entregó delante de nosotros; y lo derrotamos a él y a sus hijos, y a todo su pueblo. Tomamos entonces todas sus ciudades, y destruimos todas las ciudades, hombres, mujeres y niños; no dejamos ninguno". (DEUTORONOMIO 2:32-34)

"Y tomamos entonces todas sus ciudades; no quedó ciudad que no les tomásemos; sesenta ciudades, toda la tierra de Argob, del reino de Og en Basán. Todas estas eran ciudades fortificadas con muros altos, con puertas y barras, sin contar otras muchas ciudades sin muro. Y las destruimos, como hicimos a Sehón rey de Hesbón, matando en toda ciudad a hombres, mujeres y niños". (DEUTERONOMIO 3:4-6)

No es eso lo que nos mandó Jesucristo.

¿Qué culpa tenían los niños de lo que hubieran hecho los mayores? Matar a las personas de cualquier edad está en contra de la Ley de Jesucristo (la verdadera Ley de Dios). Entonces, genocidios donde se mata a niños, mujeres, o a cualquier persona, es haber perdido toda noción de la misericordia y del conocimiento de la verdadera Ley de Dios, que es la Ley del Evangelio predicado por Jesucristo. En cuanto a los niños, el Señor nos dice:

Entonces le fueron presentados unos niños, para que pusiese las manos sobre ellos, y orase; y los discípulos les reprendieron. Pero Jesús dijo: Dejad a los niños venir a mí, y no se lo impidáis; porque de los tales es el reino de los cielos. Y habiendo puesto sobre ellos las manos, se fue de allí. (MATEO 19:13-15)

Antes de que Jesucristo nos predicara el Evangelio, el Señor a través del profeta Isaías había dicho a Israel:

Lo que vio Isaías hijo de Amoz acerca de Judá y de Jerusalén.
Acontecerá en lo postrero de los tiempos, que será confirmado el monte de la casa de Yavé como cabeza de los montes, y será exaltado sobre los collados, y correrán a él todas las naciones.
Y vendrán muchos pueblos, y dirán: Venid, y subamos al monte de Yavé, a la casa del Dios de Jacob; y nos enseñará sus caminos, y caminaremos por sus sendas. Porque de Sion saldrá la ley, y de Jerusalén la palabra de Yavé.
Y juzgará entre las naciones, y reprenderá a muchos pueblos; y volverán sus espadas en rejas de arado, y sus lanzas en hoces; no alzará espada nación contra nación, ni se adiestrarán más para la guerra. (Isaías 2:1-4)...

Y así sucedió: de Jerusalén salió la Palabra de Yavé, pues cuando Jesucristo nos predicó el Evangelio, estableció la verdadera Ley de Dios, que nos enseña que lo que Dios quiere es el amor, la misericordia y el perdón.
Denunciar
0
Respuesta por alvife (Experto, Mensajes: 11048)
13/11/2012 10:28 AM GMT
***

¿Por qué será que los Seres humanos no caen en la cuenta que la ley dada a Moisés, era SÓLO para el pueblo de Dios en ese tiempo antes de el sacrificio de Jesucristo? . ...

Si no fuese así ¿por qué La Biblia habla de "residentes forasteros" en el pueblo de Dios? ...

La ley mosaica no era para japoneses, americanos, españoles, latinoamericanos, etc. ...

Alvife

***
Denunciar
0
Respuesta por lived (Experto, Mensajes: 5170)
13/11/2012 01:27 PM GMT
¿O sea que la ley de dios no aplicaba a más nadie?

Esta es una clara contradicción, porque ¿Cuál sería entonces la idea de que la biblia se tradujera a los extranjeros y en sus propios idiomas?

No se supone que el evangelio sea predicado al mundo entero, y ¿Qué bases entonces tendría el nuevo testamento si el viejo sólo aplica a los israelistas?

Demuestra esto aún más que la biblia es un cuento de camino.
Denunciar
0
Respuesta por alvife (Experto, Mensajes: 11048)
13/11/2012 02:51 PM GMT
***

¡Qué ignorancia tan atroz demuestra "lived", respecto al contenido y mensaje que enseña La Biblia! ...

Alvife

***
Denunciar
0
Respuesta por falcon (Experto, Mensajes: 1729)
13/11/2012 04:00 PM GMT
Porque77

Diijo::

y por ello dio su vida y se dejó crucificar en una cruz con grandes padecimientos... Todo esto lo hizo el Señor así para que viéramos la gran confusión que vivían aquellos escribas y sacerdotes que aterrorizaban al pueblo con sus leyes de hombres a las que llamaban "palabra de Dios" y "ley de Dios"...

El tigres no es como lo pintan

E demostrado en este foro en el tema[el método "CIENTIFICO" ¿Sirve para mostrar a Dios(EL CREDOR?) algo así y lo demostré bíblica , lógica y claramente de que Jesús murió en la cruz no por que fue la voluntad de Dios ni de Jesús.

Sino porque la gente no aceptaban lo que el trajo(los evangelios)
lo peor del caso no me rrefiero a personas comunes y corrientes sino a [[ Juan el bautista los escribas fariseos y sacerdotes y para acabarla de fregar hasta los 3 reyes de Oriente, gente prepara para recibirle.

Y esto lo dice Jesús mismo en Juan 5:39-47::

39 Escudriñad las Escrituras, porque á vosotros os parece que en ellas tenéis la vida eterna; y ellas son las que dan testimonio de mí. 40 Y no queréis venir á mí, para que tengáis vida. 41 Gloria de los hombres no recibo. 42 Mas yo os conozco, que no tenéis amor de Dios en vosotros. 43 Yo he venido en nombre de mi Padre, y no me recibís: si otro viniere en su propio nombre, á aquél recibiréis. 44 ¿Cómo podéis vosotros creer, pues tomáis la gloria los unos de los otros, y no buscáis la gloria que de sólo Dios viene? 45 No penséis que yo os tengo de acusar delante del Padre; hay quien os acusa, Moisés, en quien vosotros esperáis. 46 Porque si vosotros creyeseis á Moisés, creeríais á mí; porque de mí escribió él. 47 Y si á sus escritos no creéis, ¿cómo creeréis á mis palabras?

Esta es la unica y vrfadera razón por la que Jesús tubo que tomar el camino de la cruz "" PERO"" como opción "B" mas no era el propósito primario( A ) de su venida.

Si gustas mas información de esto pasa a leer el tema que e mencionado donde esta demostrado bíblicamente todo esto.

Gracias y saludos
Denunciar

Debes iniciar sesión o registrarte para votar

( click en este cuadro para cerrar )

No puedes votar elementos creados por ti

( click en este cuadro para cerrar )

Haz agotado tus 20 votos para 24 horas

( click en este cuadro para cerrar )

Debes tener +10 de Reputación para votar

( click en este cuadro para cerrar )

Debes iniciar sesión o registrarte para denunciar

( click en este cuadro para cerrar )

No puedes denunciar elementos creados por ti

( click en este cuadro para cerrar )

Haz agotado tus 10 denuncias para 24 horas

( click en este cuadro para cerrar )

Debes tener +10 de Reputación para denunciar

( click en este cuadro para cerrar )

Ya denunciastes este elemento

( click en este cuadro para cerrar )

Motivo de la denuncia:

 
 
 
 
[Página 1 de 20]  2  3  4  5  6  7  8  9  > >>
 

Publicar nueva respuesta

No has iniciado sesión. No puedes publicar temas o respuestas. Por favor inicia sesión o registrate para poder publicar.
 
TuReligion.com le ofrece información sobre las diferentes religiones, iglesias, Dios, Jesucristo, foros de debate sobre temas religiosos y más ...
TuReligion.com © 2010